RESIDENCIA DE PERSONAS MAYORES EN GIJÓN

Situación: Somió, Gijón (Asturias)
Fecha: 2011
Estado: Concurso
Promotor: Asociación Gijonesa de la Caridad

 

Los condicionantes de partida a la hora de enfrentarse al proyecto son claros: se trata de una parcela situada en un entorno natural y completamente condicionada por la presencia de una hilera de árboles centenarios en el centro de la misma. Esta presencia puede suponer una barrera en sí misma, por lo que hay que buscar una solución que consiga la integración del edificio con los árboles existentes.

Se toman, por tanto, los árboles como punto de partida. El objetivo es ponerlos en valor introduciéndolos dentro del edificio como otro elemento arquitectónico más. Todas las decisiones desde el punto de vista proyectual irán encaminadas a lograr este objetivo. Para ello se plantea el edificio en dos pastillas ligeramente deslizadas, consiguiendo que todo el recorrido público interior participe de la naturaleza del entorno. Se crea un recorrido “exterior” dentro del propio edificio, lo que se potencia con la colocación de unas pasarelas de vidrio que conectan ambos lados y que parecen estar suspendidas entre los árboles. Con esta sencilla operación se consigue resolver un programa rígido con un recorrido dinámico.

Para potenciar aún más la idea, se plantea el edificio con dos caras muy diferenciadas: hacia el exterior una imagen pétrea y dura, contrastada con una blanda y permeable hacia el interior. Como una dura roca maciza en la que nacen elementos vegetales en su interior.

Desde el punto de vista constructivo, se utilizan materiales naturales y respetuosos con el medio ambiente. Todo contribuye a crear un ambiente cálido que potencia la idea de “espacio exterior” y consigue una sensación real de pérdida de límites.